Por qué debe tener un responsable de regulación sanitaria en su empresa de alimentos

Si está leyendo este artículo es usted empresario de la industria de alimentos y ha pasado o está experimentando las siguientes situaciones:

  1. Llegaron las autoridades sanitarias a su empresa y le decomisaron producto, le sellaron su establecimiento o le pidieron que hiciera de todo en treinta días.
  2. Sacó su registro sanitario y de manera inesperada le llega una comunicación (auto) informándole que su registro sanitario ha sido cancelado y usted apenas se entera.
  3. Quiere vender sus productos y le exigen documentos que debido a su actividad son imposibles de obtener (por ejemplo, para alimentos a granel le piden un registro sanitario sabiendo que solo necesita un certificado de no obligatoriedad de registro sanitario)
  4. Quiere declarar nutrientes en alimentos, saca un nuevo alimentos novedoso y los expertos de las autoridades sanitarias en sus comités se abstienen de emitir algún concepto, por lo tanto, su inversión en investigación y desarrollo queda en un anaquel (o mejor dicho, esa platica se perdió)
  5. Quiere exportar y no conoce las implicaciones y responsabilidades sanitarias y penales ante cualquier intervención de la autoridad competente en el país de destino.
  6. Ya está exportando y de un momento a otro le retuvieron en primera barrera, pues salió una nueva regulación que usted ni su equipo conocían.

Ante un mercado basado en el canibalismo (formalmente le dicen globalizado), hoy ya no podemos decir que se está compitiendo con la empresa que se tiene al lado, hoy se compite con todos, así estén a kilómetros de distancia. No podemos dejar a los asuntos del azar la situación legal y sanitaria de las empresas dedicadas a la fabricación, empaque, comercialización, importación o exportación de productos alimenticios, siendo nuestra responsabilidad como propietarios el proteger activos como el buen nombre de la empresa, la seguridad y tranquilidad de que el modelo de negocio funciona con el menor riesgo posible, o que al menos existen los mecanismos de mitigación.

Son pocas las empresas que tienen en su equipo profesionales con dedicación casi exclusiva a realizar un análisis al cumplimiento de los requerimientos legales para el desarrollo de la actividad económica. Hoy más que nunca se está volviendo obligatorio pues cada día la normatividad tiende a ser específica por producto, por país, incluso por estado o región.

El no contar con este tipo de apoyo profesional puede acarrear incapacidad para responder a los requisitos por parte del cliente, pérdida de oportunidades en el mercado y por ende menos ventaja competitiva ante un escenario global.

¿Cómo podrían las empresas del sector de alimentos contar con un equipo profesional dedicado a realizar una defensa integral, entender y adelantar un direccionamiento para el cumplimiento de la normatividad sanitaria y mantener a las compañías al día?

Considero yo que debería existir una unidad de asuntos regulatorios sea interna o por servicios, la cual se encargaría de procesos de inteligencia competitiva, ejercicios de vigilancia tecnológica y realizar los respectivos controles para evitar todos los problemas que he mencionado en el principio de este artículo.

Qué debería hacer una unidad de asuntos regulatorios en una empresa de alimentos:

En mi experiencia y viajes de trabajo en otros países he notado que las empresas grandes tienen un departamento de exportaciones en donde tienen a una persona clave experta en asuntos sanitarios la cual se encarga de revisar los requisitos tanto en el país de origen como en el país de destino de los productos. Las empresas medianas y grandes cuentan con un servicio tercerizado en el área legal, la cual funciona en su mayoría de los casos cuando hay problemas (son los que apagan los incendios). La microempresa rara vez cuenta con este personal especializado.




Considero que procesos clave de una unidad de asuntos regulatorios en las empresas debería al menos encargarse de lo siguiente:

  1. Realizar una labor de auditoría a los documentos legales que facilitan la comercialización de cada producto (registro sanitario, permisos sanitarios, certificados de inspección sanitaria entre otros) la cual debe responder con eficiencia en el correspondiente análisis de cumplimiento con relación a la normatividad vigente. Conozco muchos casos de empresas que sacan registros sanitarios y por falta de un adecuado seguimiento los dejan vencer, o en caso de recibir un auto de la autoridad no contestan, perdiendo la oportunidad de resolver posibles procesos sancionatorios o medidas sanitarias.
  2. Adelantar la respectiva exploración de los cambios regulatorios en los países de interés de las empresas.
  3. Acompañar a las empresas en la implementación de procesos de mucha importancia, en especial cuando se habla de compañías reconocidas que pueden estar afectadas en su reputación por una inadecuada gestión del riesgo, especialmente en lo que tiene que ver con Food Defense.
  4. Acompañar las labores de diseño y desarrollo de producto para entender y bajar a un mismo idioma las funcionalidades del alimento nuevo/o con mejora incremental y los requisitos definidos por la normatividad.

¿Sabía usted que en Corporación Seiton ayudamos a las empresas que requieren orientación en asuntos regulatorios en materia sanitaria?

Profesionales del sector de alimentos que se hemos dedicado nuestra actividad productiva a laborar tanto en el sector público como privado y que estamos asociados a hemos creado un servicio especializado en donde podemos ayudar a cualquier empresario en la implantación de procesos que atiendan los requerimientos en materia de regulación sanitaria para su actividad empresarial.

Le invito a que nos consulte en el siguiente enlace y si necesita de nuestra ayuda no dude en solicitarnos una cita. Como profesionales y empresarios del sector de alimentos estamos para servir a las personas, pues tanto yo como mis colegas también hemos pasado por estas experiencias y entiendo la angustia al no poder encontrar respuestas, o al menos un buen consejo ante el desconocimiento de los requisitos sanitarios para iniciar algún negocio en la industria de alimentos:

http://www.comunidadseiton.org/consultorio

2 thoughts on “Por qué debe tener un responsable de regulación sanitaria en su empresa de alimentos

  1. Cordial saludo. Me interesa información y costos sobre asesoría para tramitar lo correspondiente en INVIMA para la producción, envase y comercialización de gelatina blanca y negra en la ciudad de Medellín. Por favor, me envían datos de contacto para concertar cita al respecto. Quedo pendiente de su respuesta.

    Muchas Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *